TERAPIA DE GRUPO

La Terapia de Grupo es una forma especial de terapia en la cual un grupo pequeño se reúne, guiado por un/a psicoterapeuta profesional, para ayudarse individual y mutuamente. Está destinada a ayudar a las personas que desean mejorar sus habilidades para afrontar los problemas que se presentan en la vida cotidiana, ayuda a la persona a conocerse a sí misma, y también a mejorar sus relaciones interpersonales.

En la actualidad, la terapia de grupo es una herramienta consolidada en el ámbito de la Psicología y la Psiquiatría. Sus beneficios han sido ampliamente documentados en la literatura científica y su eficacia para abordar diferentes problemas y trastornos está comprobada.

La Terapia de Grupo centra su trabajo terapéutico en las interacciones interpersonales, de modo que puedan abordarse los problemas personales e interpersonales en contexto grupal. El objetivo de la terapia de grupo es ayudar a resolver las dificultades emocionales y estimular el desarrollo personal de las personas participantes.

En la terapia de grupo se comparten asuntos personales a los que se quiere o necesita hacer frente. La idea fundamental de la terapia de grupo es hablar, reflexionar y realizar ejercicios que adquieran mayor relevancia en el contexto de grupo, para superar obstáculos, desarrollar el potencial de cada persona y mejorar en los ámbitos importantes de la vida cotidiana.

La terapia en un entorno de grupo puede tener muchos beneficios, ya que proporciona una red de apoyo y ofrece la oportunidad de conocer a otras personas que experimentan problemas similares.

Se trabaja junto con la terapeuta y las otras personas que componen el grupo, a las que se anima a compartir sus experiencias y trabajar en una mayor comprensión de sí mismas.

El grupo puede convertirse en una fuente de apoyo y fortaleza en momentos de estrés. Con frecuencia, la gente que se encuentra en un grupo puede sentirse identificada por otros miembros, ello facilita la alianza terapéutica entre los participantes.

Las sesiones son confidenciales, como lo serían en una sesión de terapia individual. Otros requisitos para participar son la puntualidad, ya que las sesiones comienzan a horario y deben concluir a tiempo, el compromiso de asistencia a las sesiones y el respeto mutuo.

La terapia grupal puede ser muy útil para tratar la mayoría de los problemas o trastornos psicológicos, ya sea como elemento terapéutico aislado o como complemento a la psicoterapia individual.

Algunos ejemplos:

  • Dificultades en las relaciones con otras personas
  • El impacto de las enfermedades crónicas o de gravedad
  • La depresión y la ansiedad
  • Las pérdidas
  • Los traumas
  • Trastornos de la personalidad
  • Timidez y fobia social
  • Estrés post traumático
  • Duelo por la pérdida de un ser querido o tras una ruptura sentimental
  • Problemas de autoestima e inseguridad
  • Dependencia emocional
  • Relaciones conflictivas

¿CÓMO FUNCIONA LA TERAPIA DE GRUPO?

Nuestros grupos terapéuticos son reducidos, conformados normalmente por 6 a 10 personas de diferentes edades. Existen grupos homogéneos, en cuanto a la similitud en el rango de edades, problemática y objetivos, mientras los grupos más heterogéneos se benefician de la experiencia de miembros que no comparten tantas similitudes.

El grupo es guiado por la psicoterapeuta, que asume el rol de moderadora para lograr que se aborden las diferentes problemáticas y que las personas no se alejen demasiado del objetivo. Los temas de debate no siempre están determinados por la psicóloga, sino que también pueden surgir espontáneamente del grupo.

También se trabajara mediante algunas dinámicas de grupo y ejercicios vivenciales para facilitar el “darse cuenta”, la introspección y el autoconocimiento de uno mismo.

Durante las sesiones las personas interactúan, comparten los temas que le preocupan, dan y reciben retroalimentación. Las otras personas participantes le escuchan, pueden reaccionar a sus palabras, darle confirmación, apoyo o crítica, o simplemente limitarse a compartir sus pensamientos y sentimientos.

De esta forma, cada miembro del grupo se siente apoyado y, a la vez, escucha críticas constructivas que posibilitan el entendimiento de conductas propias y ajenas y pueden promover la reflexión y el cambio.

Si no desea hablar o participar en las actividades, no tiene que hacerlo. Algunas personas pasan unas semanas sentadas y escuchando antes de que estén listas para hablar de su propia experiencia.

Con la terapia de grupo, poco a poco se va ganando confianza para poder hablar abiertamente de los problemas en un ambiente de apoyo y comprensión que proporciona alivio. Se trata de un espacio privado y confidencial donde poder expresarse, donde escuchar y sentirse escuchado/a.

La mayoría de las personas que han participado en una terapia de grupo corroboran que ha sido una experiencia positiva y enriquecedora.

Las ventajas de la terapia de grupo son muchas:

  • Una de las grandes ventajas de la psicoterapia de grupo radica en que se realiza un trabajo inmediato, en tiempo real, sobre acontecimientos interpersonales del grupo.
  • Debido a que la persona recrea sus dificultades en la interacción, exponiendo sus patrones de comportamiento y formas de pensar, para la terapeuta es posible tener una visión más profunda sobre las personas participantes.
  • La persona se confronta con los problemas que antes era incapaz de reconocer y, al revelarlos, se siente más aliviada, como si se quitase un peso de encima.
  • Dado que las observaciones provienen del grupo y no de una figura de autoridad como la que representa el terapeuta, la persona acepta con mayor facilidad sus reacciones.
  • El problema resulta más fácil de afrontar, ya que la persona encuentra apoyo y comprensión en el grupo e incluso puede llegar a identificarse con algunos miembros.
  • Permite a la persona poner sus dificultades en perspectiva al compararlas con los problemas que afrontan las demás y darse cuenta de que no es la única persona que sufre en el mundo.
  • Se aprenden modelos de comportamientos alternativos y más asertivos, que son motivados por el propio grupo.
  • Este tipo de terapia ofrece apoyo social, fundamental para nuestro bienestar psicológico y emocional, y una oportunidad para relacionarse con otras personas de manera profunda.
  • Para muchas personas con dificultades económicas una terapia de grupo supone una alternativa más económica que la terapia individual, ya que su coste es inferior.

Si tienes alguna duda, deseas más información o quieres acudir a nuestra Terapia de Grupo no dudes en ponerte en contacto con nosotros, llámanos o escribenos un correo. Te esperamos.

Contacto Aljarafe Psicología

LLámanos

643 30 10 05

Email Aljarafe Psicología

Envía un correo

info@aljarafepsicologia.com

Si lo prefieres, puedes solicitar cita directamente a través de nuestro formulario